La COVID-19 paraliza el deporte mundial

0 36

La COVID-19 tiene al planeta paralizado, están todos los países en una constante batalla para evitar su propagación  y la actividad física no escapa a este fenómeno.

El principal evento deportivo a nivel mundial acaba de ser aplazado para el año 2021, tras la negativa de varias delegaciones para participar, hablamos de los Juegos Olímpicos de Tokio.

En nuestro país, el Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER) ha adoptado un grupo de medidas encaminadas a mitigar los efectos del nuevo Coronavirus.

Todos los eventos en la Isla quedan pospuestos para después del 30 de mayo, siempre y cuando la situación lo permita. En este periodo coinciden varios muy seguidos por la afición, como son las Series Nacionales de béisbol y boxeo, el Torneo Clausura de fútbol y la Liga Superior de Baloncesto. 

Es muy probable que los calendarios y competencias sufran cambios significativos en su formato y duración, por lo que habrá que trabajar en la re-planificación de los métodos de entrenamientos.

Se desconcentraron además a los estudiantes de las EIDE, EPEF y de las escuelas de alto rendimiento. Los alumnos se llevaron a casa un pequeño plan de entrenamiento para no perder la forma física y de así se mantenerse activos, aún cuando sea dentro del hogar.

En cuanto a las instalaciones deportivas, todas deben permanecer cerradas, las piscinas sin agua y se prohíbe la entrada de los atletas y del pueblo en general.

El movimiento deportivo cubano -creado en 1961 por el Comandante Fidel Castro Ruz- ha afrontado varias tareas y misiones a lo largo de la historia. Esta será otra victoria, pueden estar seguros.

Solo se necesita que las personas tomen conciencia del peligro que les rodea y cumplan con lo establecido. El problema es global y solo la  solidaridad entre todos podrá superarlo.